Breaking News

Slime casero.

Slime casero fácil y económico

El slime es una gelatina viscosa con múltiples diseños de colores, que los más pequeños usan para jugar y al que también se le otorga un uso “desestresante”. Si quieres pasar una tarde divertida en familia y hacer manualidades con los más pequeños, tenemos la idea perfecta. Te mostramos cómo fabricar slime casero con los niños de manera fácil y económica. Todos los materiales los podéis encontrar en casa. ¡Así que manos a la obra y a crear! Podréis personalizarlo como más os guste.

Slime casero

Material que necesitarás:
– Cola blanca (bote grande)
– Detergente líquido
– 150 ml de agua
– Colorante alimenticio o pintura del color que más te guste
– 2 boles o recipientes grandes
Si te interesa personalizarlo con purpurina u otros materiales, añádelo a tu lista.

Paso a paso para crear tu slime:
1. Coloca la cola blanca en un bol y añade unas gotas de colorante alimenticio o pintura. Mezcla bien con una cuchara.
La cantidad de cola que coloques será aproximadamente el tamaño de slime que te salga. Si quieres que el color sea más intenso o oscuro añade más gotas de colorante.
2. Vierte en el otro bol los 150 ml de agua y 3 cucharadas grandes de detergente líquido. Mezcla bien con una cuchara.
3. A continuación, junta las dos mezclas y amasa con las manos hasta conseguir una masa homogénea.
4. ¡Listo! Puedes personalizar tu slime añadiendo purpurina, pintura fosforescente para que brille en la oscuridad o bien otros materiales como son figuritas en miniatura. ¡Crea múltiples diseños y muéstranos cómo han quedado! Puedes dejar tus diseños e ideas de slime en los comentarios para que los demás se inspiren.

También puedes fabricar plastilina casera con ingredientes de cocina y sin la necesidad de horno. ¿Te interesa? Te dejamos el enlace a continuación: Hacer plastilina casera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.