toallas
Toallas esponjosas como el primer día

Toallas suaves y mullidas


toallas suaves
toallas de ensueño

Uno de los trucos más efectivos para conseguir que la toallas queden suaves y mullidas es dejándolas en remojo en agua con sal antes de lavarlas en la lavadora. También es efectivo dejarlas en remojo en agua con vinagre, que además conseguirá fijar los colores de las toallas, de manera que durarán los colores intactos más tiempo. Otra opción es lavarlas a mano con champú de bebé.

Y si quieres potenciar el efecto sólo tienes que meterlas en la secadora con un par de pelotas de tenis, que ayudarán a que el aire circule por toda la toalla. El rizo quedará mucho más esponjoso.


Like it? Share with your friends!

One Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Me pareció excelente, no lo sabia, lo pondre en práctica, gracias por el aporte que nos das para nuestra casa Un besito

Send this to a friend

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar